BECAS

En Jóvenes y Desarrollo  en Cantabria contamos con el apoyo de más de 70 personas que colaboran económicamente y de forma periódica con este proyecto desde hace más de trece  años. Lo hacen a través de becas.

 

En está página web podéis encontrar toda la información en directo pues está elaborada por su coordinador y colaboran en ella los propios “niños de la calle” y voluntarios:


http://www.foyerdonbosco.org/

becas


hogar

Carta a los niños  de Santander 

Me llamo Juanjo Gómez.  Soy salesiano y trabajo en Porto-Novo (Benin), en África.

Mi casa es un lugar en el que viven muchos niños, unos 180.

Os preguntaréis dónde están sus padres, sus hermanos…

Pues bien, estos niños, a pesar de tener una familia, no estaban cuidados ni atendidos por sus padres porque no podían hacerse cargo de ellos. Por eso, eran “niños de la calle”, siempre estaban en las calles de la ciudad, no iban al colegio y, a veces, tenían que robar en el mercado para comer y, por las noches, dormían tirados en la calle.

Para que estos niños no estuvieran abandonados y no siguieran siendo “niños de la calle”, los salesianos construimos una casa muy grande, que se llama HOGAR D. BOSCO.

Allí, los niños viven conmigo y otras personas que me ayudan. Comen, duermen, aprender a leer y a escribir, como si fuera un cole. Los mayores aprenden algún oficio, para poder trabajar.

Nuestro comedor no es como el de vuestra casa o el de vuestro cole de Santander: nosotros comemos en la calle, sentados en bancos fabricados con baldosas. Antes de empezar, rezamos una oración a Dios, comemos harina de maíz cocida, sin cubiertos, con las manos. Al terminar, un grupo de niños se encarga de fregar los platos, recoger y limpiar el comedor.

Pero este año, en Benin, tenemos poco maíz. Todos los campos se han secado, porque casi no ha llovido y cuando voy a comprarlo es muy caro.

Las personas que antes me ayudaban a conseguirlo no pueden hacerlo, porque no lo hay. Pido ayuda a mucha gente, pero en el HOGAR D. BOSCO hay muchos niños y no sé si voy a poder seguir dándoles de comer como hasta ahora.

Yo no pierdo la esperanza. Cuando rezo, por las noches, pido a Jesús que me ayude, porque así yo podré ayudar a estos niños que me necesitan. Si hago algo por ellos, cuando sean mayores podrán tener un futuro mejor.

También recuerdo una frase que decía D.Bosco: “siempre hay que estar dispuesto a ayudar a los niños y a los jóvenes, aunque se nos presenten problemas y nos cueste mucho esfuerzo”.

HOGAR DON BOSCO

Porto-Novo ( Benin)

Juanjo Gómez  (Salesiano de D.Bosco)

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: